Archivo de la etiqueta: como eliminar la vaginosis

Higiene Para La Prevención De La Vaginosis Bacteriana

Cómo curar la vaginosis bacteriana

Higiene para la prevención de la vaginosis bacterianaLa vaginosis bacteriana es una infección vaginal que afecta o afectará a más de la mitad de las mujeres en algún momento de la vida. Sus síntomas más característicos son el olor a pescado, la picazón constante, hinchazón de la vulva, descargas de flujo de un poco más fino que lo normal y color blanquecino o grisáceo, incomodidad o dolor durante las relaciones sexuales. Para ayudar a mejorar y/o prevenir la reaparición de la vaginosis bacteriana se pueden seguir algunos consejos de higiene.

La vaginosis bacteriana no es una enfermedad de transmisión sexual como se cree comúnmente. Se trata de un desbalance en las bacterias de la vagina, creciendo con más fuerza ciertas bacterias ‘malas’ causantes de la infección y un declive de ciertas bacterias ‘buenas’. Entre esos microorganismos denominados ‘malos’ se encuentran la Gardnerella y las bacterias anaerobias. Sigue leyendo

Tratamientos Para La Gardnerella Vaginalis: 4 Puntos

Para curar la vaginosis bacteriana debes tener en cuenta estos 4 puntos

Tratamiento para gardnerella vaginalis - Cura rápidamente

Un tratamiento para la gardnerella vaginalis en mujeres, debe tener presente 4 puntos fundamentales sin los cuales, hay menos chances de éxito en la cura definitiva.

  • Primero, Eliminar las bacterias de la zona afectada.
  • Segundo, Aliviar los síntomas.
  • Tercero, Fortalecer el sistema inmune.
  • Cuarto, Restaurar el delicado sistema de bacterias buenas y beneficiosas de la vagina.

Es evidente que si se alivian los síntomas, pero no se fortalece el sistema inmune, las bacterias volverán. Pero los síntomas se deben aliviar, puesto que son la forma visible que se manifiesta la infección: picazón, olor, ardor, flujo constante, molestias o dolor en las relaciones, etc.

El sistema inmune sólo es posible de reforzar si la flora vaginal tiene su delicado sistema que permite un equilibrio natural entre los microorganismos que allí habitan. Sigue leyendo